Un incremento de 18% en la actividad de los trabajadores sociales en el Hospital General valenciano

El riesgo social es uno de los factores que ha agravado la capacidad de atención establecida por el hospital general en Valencia, específicamente en su Departamento de trabajo Social, ya que la cifra de los casos atendidos en lo que va del año es de 25.897, simplemente contando los casos de riesgo social o los problemas en la sociedad agravantes inherentes a algún tipo de patología. La suma es el total del resultado de las atenciones que se han suscitado en torno a once (11) centros de salud ubicados en la región, agregando a estas dos unidades más de geriatría mental, y una de psiquiatría infantil, lo que supuso un elevado incrementado de atención respecto a los datos obtenidos en años anteriores.

La unidad de trabajo social es la encargada de gestionar los procesos asistenciales, por los cuales deben someterse los individuos, grupos o comunidades que participan dentro de la estructura de la organización de Salud y enfermedad de cada región, estos profesionales se encargan de conocer cuáles son los elementos necesarios que se requieren para el correcto funcionamiento de esa estructura, aplicando la parte social en dichos elementos, por ejemplo si se necesita un servicio brindado por Fontaneros Madrid, lo cual ha causado un grave impacto en el método de atención de la unidad de salud, esto inmediatamente pasa a manos de los trabajadores sociales.

Los problemas que componen el porcentaje de situaciones que son atendidas en la unidad son los siguientes; en primer lugar se encuentran los problemas de limitación con referencia a la autonomía personal de los individuos, lo que conlleva a una disminución del funcionamiento físico y psicológico, este problema abarca un 48% de los casos atendidos, cabe destacar que muchos de los individuos que entran en esta escala trabajan en empresas como Electricistas Madrid, seguido del problema de falta de apoyo socio-familiar con un 12% y por ultimo tenemos los maltratos, tanto físicos como psíquicos que abarcan un 11% de los casos.

La intervención de los trabajadores en los casos de violencia de genero ha aumentado desde la aplicación del protocolo del servicio de urgencias que se estableció para este tipo de situaciones, por lo cual es de vital importancia agregar que este tipo de problemas genera un aumento en la atención por parte de los departamentos de Trabajo social en cada unidad de salud, siempre que se detecten estos casos en alguna sala de hospitalización de dichas unidades. Lo mismo ocurre con las notificaciones en los casos de maltratos infantiles, por lo cual el número a pesar de ser elevado no sorprende a los analistas.

Si la situación sigue en aumento el General tendrá que contratar los servicios de cerrajeros Malaga e instalar unas persianas de metal que impida la sobrepoblación en sus unidades de trabajo.