La reinsercion como promocion del trabajo social

El sello del Trabajo Social tiene uno de sus principales campos de batalla en las cárceles y prisiones. La labor de un profesional de este sector sería promover la reinserción social del individuo, de manera que pueda modificar la conducta que le llevó a ser ingresado en un centro penitenciario.

El trabajador social debe tener bien presente que un recluso es una persona con los mismos derechos que cualquier otra y que merece una oportunidad para volver a integrarse a la perfección en la sociedad. Respetar la dignidad humana del preso y fomentar sus potencialidades humanas son algunas de las coordenadas entre las que estos profesionales deben desenvolverse.

Así, la intervención del trabajador social podrá producirse con los individuos en cuestión, pero también con sus familias. Al recluso deberá proporcionarle cierta protección y ciertas garantías, así como deberá satisfacer los conflictos que se le presenten. La provisión de servicios y recursos y el desarrollo de programa de integración entran también entre las competencias de estos trabajadores.

Entre otras competencias está evaluar el entorno sociocultural del recluso, llevar a cabo entrevistas con personas de su entorno, explicar y justificar a la familia la intervención profesional que se ha efectuado, elaborar expediente que aúnen información personal de interés, realizar visitas al centro penitenciario en el que se encuentra o al domicilio al que ha regresado después de su periplo privado de libertad…

Y es que también corresponderá al trabajador social investigar y escrutar para poder llegar al objetivo que le encomendado una vez que recibió la solicitud de estudio. Así, deberá analizar las relaciones personales del recluso, las relaciones interpersonales, el papel que jugaba en la comunidad a la que pertenecía y el motivo por el que la persona verdaderamente tuvo que ingresar en una prisión del Estado. Es sin duda una labor dura y compleja para la que hacen falta mucho diálogo y mucha mano izquierda.

¿Barreras físicas o de otro tipo?

Hace poco El Langui, conocido cantante y actor, ha sido protagonista de dos incidentes que han generado cierta polémica. Para quien no lo conozca, El Langui sufre un problema motor que le obliga a desplazarse en silla de ruedas. Pues bien, al ir a subir a un autobús interurbano el conductor se lo impidió, la respuesta del actor fue colocarse delante y bloquear la salida de los autobuses durante un buen rato. Dos veces lo ha hecho en unos días para llamar la atención de un problema que ya debería haber dejado de serlo hace mucho.

langui-bloquea-autobus-Sin entrar en quien tenía razón o no, lo que hay que preguntarse es si la tan cacareada “supresión de barreras” es real o no es más que un eslogan. Sí, es cierto que es un aspecto regulado ¿Pero hasta qué punto? Moverse en silla de ruedas no es un capricho, quien lo sufre en sus propias carnes o en las de algún familiar lo sabe.

Las barreras arquitectónicas…y las mentales siguen estando ahí. Empezamos por lo último, lo más sangrante. No hay que hacer un gran esfuerzo de investigación para comprobar que las plazas de aparcamiento reservadas suelen estar ocupadas indebidamente. Sí, a todos no gusta aparcar en la puerta del centro comercial, pero hay quien no se da cuenta de que para algunos no se trata de un capricho.

Y ya no es por estar más cerca o no, sino porque quien se mueve en silla de ruedas necesita más espacio para poder subir y bajar del vehículo. Y no, los carritos de los bebés no entran en esta categoría. Las estrecheces de miras de algunos no tienen nada que ver con el espacio físico, ni parecen tener fácil arreglo, que es lo más dramático.

En cuanto a las otras barreras, a las físicas, a las reales, solo hay que plantearse que si las administraciones se dejan millones y millones de euros al año en cuestiones tan importantes como publicidad institucional o gastos de representación ¿No podrían dedicar una parte simplemente a cumplir con lo que ya está regulado y a vigilar que se cumpla?

A nadie le gusta hablar de discriminación… solidaridad queda mucho mejor. Pero, lamentablemente, en cuestiones de movilidad de personas con dificultades sigue habiendo mucho de lo primero y poco de lo segundo.

Razones de exclusión social

Al hablar de las personas desfavorecidas debemos referirnos al concepto de exclusión social y este fenómeno surge de la falta de acceso de los ciudadanos a sus derechos básicos como lo son el derecho al empleo, educación, salud, vivienda y relaciones sociales.

Una de las principales razones por la que se origina esto es por la derrota que ha tenido la educación convencional, las escuelas no cubren al 100% las demandas que tienen los niños en la actualidad, dejando de lado los requerimientos de integración social que necesitan y además no llegan a toda la población española, no es un sistema de fácil acceso, por lo que hay una gran población de niños y adolescentes aislados de la sociedad hablando a nivel educativo y ya al apartarlos de su derecho de educarse llegan a convertirse en marginados sociales.

Otra razón por la cual la sociedad actual se ha visto afectada por este fenómeno es debido a la migración de las poblaciones rurales hacia la ciudad lo cual ha exclusion socialcausado grandes focos de marginalidad en las ciudades creando numerosos sectores menos favorecidos en los que se notan características de vida diferentes, los cuales a pesar de estar dentro de la ciudad se ven aislados debido a un cierto rasgo que posee la población; estos sujetos no entran dentro del sistema social que el estado les ofrece.

Por otra parte, la dictadura española acabó con muchas formas de expresión social, cultural y deportiva lo cual dejó al margen a muchos sectores de la población sin la posibilidad de poder estudiar o formarse, restringiéndolo ya que mientras más formas de libertad existieran suponían una mayor vulnerabilidad a la dictadura, valiéndose del aislamiento logró instaurarse en el poder durante tiempo y aun hoy en día se ven las consecuencias sociales de esto.

Son muchos los factores que han fomentado la exclusión social en España razón por la cual ha venido tomando popularidad en todos los aspectos la educación social que es la encargada de desarrollar acciones en contra de este fenómeno social de atraso a nivel nacional.